Perú tiene todo listo para recibir la caminata Huellas de ternura

 

Perú abre los brazos para dejar huellas  de ternura desde este 01 de marzo, en el Puente Internacional La Tina – Macará, Diócesis de Chulucanas, Piura, con la presencia de Mons. Fortunato Pablo Urcey, Presidente de Cáritas del Perú y su Secretario General, Ing. Ramiro Mendoza. Por parte de Fe y Alegría estará Hisela Culqui, Directora de Acción Pública y Miluska Mayo, Analista de Relaciones Eclesiales de World Vision, quienes recibirán la cometa venida desde Ecuador.

Luego la “Cometa de la Ternura” se trasladará por las principales ciudades del Perú como: Chiclayo, Trujillo, Chimbote, Huacho, Lima, Callao, Mollendo, Chala, Moquegua y Juli, durante 15 días, para luego llegar a Bolivia por Desaguaderos y continuar su recorrido por el sur de nuestro continente.

 

Más de 40% naturalizan la violencia contra niños y niñas

En el Perú esta iniciativa viene siendo organizada por la Conferencia Episcopal Peruana, Cáritas del Perú, World Vision, federaciones de escuelas católicas y Fe y Alegría, en donde las cifras de violencia son alarmantes, pues el  43,9 % de los adultos cree que a veces es necesario gritar a los niños y niñas para que entiendan lo que se les dice, mientras que el 44% de los niños y niñas dijo que los padres tienen que pegar a sus hijos si estos se portan mal. (Fuente: ENDES y ENARES). 

Además, solo en enero del 2019, el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables en Perú, a través de los Centros Emergencia Mujer, reportó 3867 casos de niñas, niños y adolescentes víctimas de algún tipo de violencia.

De acuerdo con UNICEF, cada día 220 niños menores de 18 años mueren como resultado de la violencia familiar, ante esta situación y conscientes de la soledad, abandono y violencia interpersonal y estructural que rodea y atenta contra los niños, niñas y adolescentes a nivel de América Latina y El Caribe, es que el Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), Cáritas América Latina y el Caribe-SELACC, World Vision, la Federación Internacional Fe y Alegría, Confederación Interamericana de Educación Católica (CIEC), Confederación Latinoamericana y Caribeña de Religiosos (CLAR), Asociación Latinoamericana de Educación Radiofónica (ALER) ,Kindermision Werk y la Red Mundial de Oración del Papa, se unieron para llevar adelante la Caminata Huellas de Ternura.

Pastores de la mano con el pueblo de Dios

La Caminata Huellas de Ternura viene recorriendo toda América Latina y El Caribe, desde México hasta la Patagonia, con una Cometa como símbolo de la niñez y animando a líderes sociales, eclesiales, políticos, obispos, maestros, periodistas, agentes de pastoral y, por supuesto, padres, madres y cuidadores en la firma de pactos de ternura.  

Cabe indicar que, Mons. Jorge Izaguirre, Miembro del Directorio de Cáritas del Perú y Presidente de la Comisión Episcopal de Acción Social – CEAS, será nuestro embajador de la ternura en Bolivia.

Los Obispos Presidentes de cada Cáritas Diocesanas en donde pasará la cometa, serán los embajadores de la Ternura en Perú.  Esta Caminata busca generar diversas actividades formativas, de movilización social, así como la firma de Pactos de Ternura por diversos representantes y autoridades para comprometerse a luchar contra la violencia infantil.. 

Fortaleciendo la formación de agentes de pastoral

Desde inicios del mes de febrero, World Vision Perú, en asocio con la Cáritas Perú, realizó el Taller "Conectándonos con Ternura", en donde se brindaron las herramientas necesarias para concientizar a todos los participantes de la caminata sobre la importancia de la ternura en la educación de los niños y niñas, el mismo que viene siendo replicado en diversas partes de nuestro país.

La Caminata Huellas de Ternura está enmarcada en la Campaña “Necesitamos a Todo el Mundo: Cero Violencia, 100% Ternura” que impulsan las organizaciones socias del Programa Centralidad de la Niñez que son el Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), World Vision Latinoamérica, Cáritas Latinoamérica y la Federación Internacional Fe y Alegría.

 

Escrito por: Karla Auza Valdivia, Responsable de Imagen Institucional de Cáritas del Perú.

Nuestro Twitter